Cegelec City Solutions Vienna (VINCI Energies) es el responsable de la instalación eléctrica, el cableado y la protección contra los rayos de nueve estaciones nuevas del metro de la capital austriaca.

Con la extensión de la línea U2 y la construcción de la línea U5, la capital austriaca expande y moderniza su red de metro para dar una mejor respuesta a las necesidades de los aproximadamente dos millones de habitantes que se calcula que Viena tendrá en 2030. “La intersección de estas dos líneas constituye la mejor aportación posible a la actual red subterránea”, afirma Ingrid Monsberger-Köchler, responsable de comunicación de Wiener Linien, gestor del U-Bahn vienés. “Las estaciones de Rathaus, Neubaugasse y Pilgramgasse se convertirán en correspondencias subterráneas clave con las otras líneas del metro”.

La red de Viena, al igual que la parisina, permite a los pasajeros llegar hasta las principales estaciones de tren, así como la conexión con el S-Bahn, el equivalente al RER francés. Las conexiones entre el U-Bahn y el S-Bahn se consolidarán gracias a las obras que se están llevando a cabo actualmente, tal como señala la responsable de Wiener Linien: “Además de las correspondencias desde la estación central y Meidling, los pasajeros podrán acceder al S-Bahn desde el metro (U-Bahn) en Matzleindorfer Platz”, una nueva estación que se inscribirá en la prolongación de la línea U2.

Esta conexión adicional “abre las puertas a nuevas rutas y reduce el tiempo de los trayectos”. Tal como indica el gestor del metro, “gracias a estas numerosas intersecciones subterráneas, las nuevas vías actuarán como catalizador: no solo aliviarán las líneas más concurridas, sino que también mejorarán la eficiencia de toda la red de transporte público”.

Una red ampliada e interconectada

Las obras que se están llevando a cabo —en las que la empresa Cegelec City Solutions Vienna (VINCI Energies) se encarga del cableado y la instalación eléctrica— ampliarán significativamente la red subterránea, que actualmente comprende 80 km de vías y 109 estaciones.

La línea U2 que conecta Seestadt con Karlsplatz experimentará dos cambios sustanciales. Por un lado, se ampliará de Rathaus a Neubaugasse y de Matzleindorfer Platz a Wienerberg, por lo que se convertirá en la línea de metro más extensa de la red. Por otro lado, una parte del túnel y las vías se usará para el paso de la nueva línea U5 de Karlplatz a Rathaus. Esta ruta continuará por el oeste hasta el Hospital General de Viena (AKH) y Elterleinplatz, en el distrito de Hernals.

«Las operaciones deben tener en cuenta las limitaciones que afectan a toda construcción de una red subterránea en los barrios del centro de la ciudad»

En cuanto a la U5, será “la primera línea subterránea totalmente automatizada de Viena”, señala la responsable de Wiener Linien, Ingrid Monsberger-Köchler. “Esta innovación requerirá la modernización de las estaciones, en particular de las comprendidas entre Karlsplatz y Rathaus, que se equiparán con puertas-pantallas”. Las obras comportarán el cierre de dichas estaciones por algún tiempo, pero “el resto de la red subterránea no se verá afectada”, puntualiza.

Asimismo, la intersección U2xU5 cubrirá un vacío en el corazón de la red: una parte de Viena en la que viven y trabajan alrededor de 370.000 personas y donde las líneas van particularmente llenas. En esta zona, los pasajeros podrán beneficiarse de las nuevas correspondencias creadas en la línea U2, de Seestadt a Wienerberg, y en la línea U5, de Karlsplatz a Elterleinplatz. “Actualmente son diez10 las estaciones de la red que enlazan con el metro. Una vez completada la intersección U2xU5, serán catorce14”, manifiesta Ingrid Monsberger-Köchler.

Las obras se alargarán hasta el 2026

Está previsto que las obras en las que participa Cegelec City Solutions Vienna duren hasta el 2026. En estos momentos ya se ha iniciado la preparación de la primera fase: construcción de las estaciones de Frankhplatz y Reinprechtsdorfer Straße, construcción de la intersección U2xU4 de Pilgramgasse y reconversión de un tramo de la línea U2, que cederá la vía a la línea U5. En todas estas estaciones Cegelec se encarga de instalar conductos y bandejas de cables y de configurar el sistema de distribución eléctrica, así como el cableado necesario para los sistemas de evacuación del calor y de extracción de humos.

“Todas las operaciones deben respetar las limitaciones que afectan a toda construcción de una red subterránea en los barrios del centro de la ciudad”, señala el operador, Wiener Linien. “Los trabajos preparatorios han consistido en el refuerzo de los edificios, por ejemplo, para que la construcción de los túneles pueda realizarse bajo tierra. En algunos puntos también es necesario desviar el tráfico y, en general, hay que intentar minimizar las molestias, como el ruido provocado por los trabajos de construcción en las zonas con gran densidad de población”.

10/09/2020